viernes, 24 de noviembre de 2017

Desafío STEM: tecnología en las aulas.

Un Arpa Láser, un monitor de ritmo cardíaco, un brazo robot que imita el movimiento humano… El 22 de junio se conocieron los nombres de los proyectos ganadores del primer Concurso Interescolar Nacional de Programación y Robótica, en un evento celebrado en el Espacio Fundación Telefónica.

Los organizadores del certamen, orientado a incentivar la vocación científica y tecnológica del colectivo escolar, reconocieron la labor de seis centros educativos que presentaron innovadoras propuestas tecnológicas en ámbitos como la pedagogía digital, la salud, el internet de las cosas o las aplicaciones industriales. Los equipos vencedores recibieron como premio un viaje al Laboratorio de Nanotecnología de la Universidad de Oxford, equipos de robótica y programación y una dotación tecnológica para uso educativo.

El Colegio Calasancio Hispalense de Sevilla fue galardonado por tres ideas: un arpa láser que convierte la interacción con los haces de luz en música; un monitor de ritmo cardíaco y temperatura conectado que detecta constantes vitales anómalas; y un brazo robótico para la manipulación segura de productos peligrosos.

Por su parte, el CEIP Gonzalo Fernández de Córdoba de Madrid fue distinguido en la categoría de Educación Digital por diseñar un aula que controla el gasto energético a través de sensores de luminosidad y presencia.

En el apartado e-Health, el IES Marqués de Santillana de Torrelavega fue seleccionado por “Sitetica”, que permite a las personas con movilidad reducida gestionar el movimiento de una silla de ruedas y controlar luz, persianas y ventilación a través del móvil.

El Colegio Giovanni Antonio Farina de Guadalajara se llevó el galardón Internet de las Cosas con “Ludus Intelligens”, un proyecto para controlar la temperatura, iluminación, humedad y CO2 de una clase. En esa misma categoría también fue premiado el Colegio San Cristóbal de Castellón de la Plana por “E-Guardian”, un robot de vigilancia doméstica que se controla de forma remota.

Por último, un software de reconocimiento facial ideado por alumnos del IES de Brión (A Coruña) fue elegido en el apartado Smart Industry.

Un total de 1.457 proyectos, 395 colegios e institutos, 1.862 profesores y 5.571 alumnos han participado en la primera convocatoria de este concurso, cuyo objetivo es descubrir el espíritu emprendedor de los jóvenes y desarrollar sus habilidades de liderazgo y trabajo en equipo, así como su capacidad de aplicar el enfoque científico en la resolución de problemas.

Texto: EFE.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies

Watch Dragon ball super